En toda consulta psicológica en Molina de Segura se ha ido observando como crecen las consultas sobre adicción a tecnología y redes sociales en los adolescentes. Es una problemática creciente que preocupa mucho a las familias, que ven Internet como una ventana de posibilidades, pero llena de riesgos.

Los jóvenes son más vulnerables a los peligros de Internet, pues ellos son nativos digitales y las relaciones virtuales tienen, para ellos, prácticamente el mismo peso que las interacciones presenciales. Algunos adolescentes encuentran en las redes sociales un mundo paralelo donde refugiarse de sus problemas de socialización. Esto suele deberse a una autoestima baja, por la que prefieren crearse y proyectar una imagen distinta de la real. Esta es una de las señales que alarman a las familias y por las que acuden a una consulta psicológica en Molina de Segura.

Los jóvenes hallan en la tecnología y el mundo que esta ofrece una seguridad que, en la época de cambios físicos y emocionales que atraviesan, no encuentran tan fácilmente como estaban acostumbrados en la niñez. Algunos síntomas que nos indican que estamos ante una adicción son: el aislamiento, que Internet pase a ser su única rutina, la irascibilidad y los cambios repentinos de humor y estado de ánimo, y la ansiedad que le genera el no poder conectarse.

Hay otras señales de alarma que nos ayudan a detectar un uso desproporcionado del móvil: la incapacidad de centrarse en una conversación grupal sin despegarse de la pantalla o que lleven el teléfono al baño, a clase, o a comer como si no pudieran separarse del mismo.

Si observas estos síntomas en tu hijo/a, en Vanesa Lopez Psicología te recomendamos que nos visites y nos cuentes vuestro caso. Nuestros profesionales podrán ayudar a tu hijo/a a superar la adicción y salir reforzado/a de ella.